Cabecera linea curva

TAUROMAQUIA
alumnos de la Escuela Municipal de Tauromaquia de Écija

En los últimos siete días, alumnos de la Escuela Municipal de Tauromaquia de Écija han estado participando en distintos festejos taurinos que se han celebrado en ferias, fiestas y certámenes por todo el territorio nacional español, en los que han estado a una gran altura.

Así, el pasado 8 de agosto, el alumno-novillero sin picadores, Manuel Osuna, realizó el paseíllo en la plaza madrileña de Tielmes, donde tenía lugar una novillada correspondiente al primer certamen Sureste de la Comunidad de Madrid, en la que se lidiaron novillos de Juan Pedro Domecq, con los que el novillero ecijano conseguiría palmas y saludos desde los medios tras petición de oreja.

Tras esta participación, Manuel Osuna, llegaría el turno – 11 de agosto – del alumno-novillero Julio Romero, el cual, participó en la novillada sin picadores que tuvo lugar en la plaza gaditana del Puerto de Santa Maria, en la que cortaría una oreja con fuerte petición de la segunda ante unos bravos novillos de Torrehandilla; una actuación que recibió las felicitaciones y consejos del maestro Juan José Padilla, el cual, también elogiaba el trabajo que realiza el equipo de la Escuela Taurina de Écija.

Llegándose así – 13 de agosto – a una nueva novillada en clase práctica de la segunda edición del Certamen Interprovincial de Escuelas Taurinas, en la que la escuela astigitana participaba en esta tercera clasificatoria que tuvo lugar en la plaza granadina de Motril, con su alumno Ortiz Montes, el cual, recibió la ovación por su actuación.

Mientras que ayer domingo, 14 de agosto, se celebró en la plaza malagueña de Carratraca, la única clase práctica de añojos del segundo Certamen Interprovincial de Escuelas Taurinas, donde debutaba el alumno Álvaro Avalos, que cortaba una oreja tras realizar una buena actuación, en la que alternó con muy buenas sensaciones con el alumno Miguel Segovia “El Mayoral”.

Por otra parte, el novillero ecijano Jaime González-Écija, participó en el día de ayer en la segunda novillada del Certamen Villa de Blanca (Murcia), junto al novillero Víctor Acebo, que fue el triunfador de la tarde al desorejar al cuarto novillo de la tarde, por lo que sería designado como finalista por el jurado.

Mientras que González-Écija, estuvo a buen nivel, pero la espada le privó del triunfo en este festejo, en el que, dejó buenas verónicas en el recibimiento al primero de su lote, al que hizo una faena ante un noble del novillo de Pincha.

En el segundo de su lote, tercero de la tarde, sería un novillo al que le costó embestir, por lo que la faena no pudo ser ligada, pese a que González-Écija, se esforzaba por sacar el máximo a este astado, estando siempre bien colocado y extrayendo muletazos por ambos pitones, en una faena de mérito que de nuevamente estropeó con la espada.


Compartir: 


© Écija 7 Días | Página de un Ecijano